Posteado por:
igalrostkier
Administrador



10 actitudes de liderazgo

10 actitudes de liderazgo


Mucho de lo que se escribe sobre liderazgo está enfocado en lo que los líderes deberían hacer. Ciertamente, ese material es de mucha ayuda desde un punto de vista aspiracional. Sin embargo, lo que realmente quita el sueño a los líderes son los deslices del día a día. Los errores más comunes -y no es casual que sean los que, justamente, más daño hacen- suponen una interacción incorrecta con las personas y se pueden resumir en los siguientes diez:

1. No tomarse el tiempo para vincularse con las personas
Un líder que no está interesado en las personas a nivel humano arranca mal. Un líder conceptualmente interesado en los demás pero que no se toma el tiempo de «desarrollar lazos» con ellos, también está en el camino incorrecto, ya sea que esas personas sean empleados, colegas, clientes, o demás públicos. Vincularse con alguien supone una conexión emocional que va más allá del hecho de que, simplemente, te agrade la persona. Lo que sí debes hacer es conocerla y entender qué es lo que la motiva. Y eso lleva más tiempo que el simple trabajo orientado a determinadas tareas.

2. No estar disponible
Los líderes necesitan delegar tareas. Aun así, la delegación no debería suponer un desprendimiento emocional, o sea, un abandono. La buena delegación depende de una conexión y accesibilidad. Eso no significa que debes responder inmediatamente a cada pequeño pedido. Pero lo que sí significa es que has creado canales para que las personas puedan llegar a ti.

3. No enfocarse en desarrollar el talento
A menudo, los líderes se focalizan en lograr el cumplimiento de objetivos de la compañía, y en ese esfuerzo, niegan la necesidad natural humana de aprender. Las personas quieren expandir sus capacidades y competencias mientras realizan su trabajo. Cuando priorizas el aprendizaje, eres capaz de detectar y desarrollar el talento de las personas que quizás hasta ellas mismas ignoren.

4. No dar un feedback de rendimiento
Las personas alcanzan un alto rendimiento solo si saben la verdad sobre su efectividad. Por lo general, los líderes ignoran esta necesidad y, de este modo, privan a las personas de la llave de su futuro. Aunque un feedback duro puede ser doloroso, los grandes líderes saben cómo hacerlo para que se transforme en ganancia. Desarrolla tu habilidad para expresar verdades duras acerca del rendimiento y abre la puerta hacia un rendimiento más alto.

5. Ignorar las emociones
Las emociones más fuertes están relacionadas a pérdidas, desilusión, fracaso y separación. Los líderes que ignoran ese tipo de emociones cometen un gran error que reduce el compromiso del empleado en gran medida. Puedes marcar una gran diferencia simplemente siendo consciente de estas emociones y mostrando un interés auténtico en la experiencia de una persona.

6. Gestionar el conflicto de manera ineficaz
Los conflictos que no son abordados, bloquean la cooperación y el alineamiento hacia los objetivos en común. La tensión, las emociones negativas y la divergencia aumentan. Los conflictos se transforman en «pescados bajo la mesa»: aunque todos actúen como si no estuvieran allí, su «olor» invade toda la atmósfera. Es tu decisión, como líder, poner a estos pescados sobre la mesa y «lavarlos», resolviendo el conflicto de trasfondo. Tu premio: un ambiente que permite un disfrute estimulante y equipos mejores y más fuertes.

7. No estimular el cambio
Sin cambio, nuestras organizaciones, como los organismos, se marchitan, y finalmente, mueren. Explica los beneficios que traerá el cambio, y hazlo sabiendo que las personas no son resistentes al cambio por naturaleza: ellos resisten el miedo a lo desconocido, o el sufrimiento que podría venir con la transición. Tu trabajo es ser una «base sólida» que dé sensación de seguridad, así como la motivación y la energía para explorar. En otras palabras, le debes dar la importancia suficiente para estimular el atrevimiento.
8. No motivar a los demás para tomar riesgos
El cerebro humano es, por defecto, defensivo y reacio al riesgo. De todas formas, con intención, práctica y, más que nada, modelos de roles positivos, las personas pueden modificar sus mentes para aceptar el riesgo. Hay demasiados líderes que estimulan a las personas para quedarse en la zona segura. Pero los mejores líderes generan la confianza necesaria para que los otros se sientan seguros y respaldados para tomar decisiones. Esta es una forma activa y positiva de comportarse que potencia el cambio y, por último, el éxito.

9. Motivación malentendida
La mayoría de las personas son impulsadas por «motivadores intrínsecos» como el ser desafiado, aprender algo nuevo, hacer una diferencia importante, o desarrollar sus propios talentos. Pero muchos líderes pierden la oportunidad de aprovechar este sistema de guía interno, y en su lugar, se enfocan en «motivadores extrínsecos», como los bonus, ascensos, dinero, y premios artificiales. Por supuesto que debes pagarle a la gente acorde a su trabajo. Pero recuerda que dichas zanahorias distorsionan el sistema de motivación interno. Serás un mejor líder si te enfocas en inspirar a las personas y entender lo que desean.

10. Gestionar actividades
Las personas odian ser tratadas como un eslabón más de la cadena. Sin embargo, gran parte del management supone controlar, administrar y planear, y por extensión, a las personas. Por el contrario, liderar significa inspirar, motivar, y obtener lo mejor de las personas, construyendo una sensación de confianza y desafiándolas a tomar riesgos positivos. Por lo tanto, para ser un líder, y no únicamente un manager, necesitas enfocarte en las personas como personas.

Otros posts que te van a interesar:

0 Comentarios


Cargando comentarios espera un momento...
No tienes permisos para comentar.

Para poder comentar necesitas estar Registrado. O.. ya tienes usuario? Logueate!
Ir al cielo